diez del diez

20140813_203432

La cerveza casera embotellada en una Heineken a un lado; la olla de pasta con tomate como centro y el portatil como declaración de intenciones: hoy, la mesa de la cocina será mi oficina… Sábado noche en el que todo compay de casa se dispersa por las calles de Edmonton. “Hoy no toca” me digo, no apetece. Tengo el alma algo turbulenta…
Trazo trinchera al calor de los fogones en The Muse House (mi hogar de Canada). Han pasado más de 5 meses desde que llegué, y la cotidianidad ha hecho mella. Resuena ya lejos el eco de aquel Gari aventurero que rodaba como juego de la oca. Hoy tengo un horario de trabajo, una renta que pagar, una cuenta bancaria y dos cheques mensuales. Voy temprano a dormir porque a las 7 entro a trabajar, salgo poco porque estoy cansado, y sueño lo justo, pues no tengo tiempo para volar…
¿Pero, es eso todo Gari?
Va… la verdad que no… pero dejadme ponerme un café y te os cuento…

01_ He descubierto uno de los peores trabajos posibles: ¡ROOFER en verano! Jjjj
Tu imagínate estar al sol todo el día, al aire libre y todo eso… pero con temperaturas por encima de los 30, sin sombra, trabajando 10 horitas en una cubierta de asfalto negro que rezuma calor que da asco… ¿Te lo vas imaginando? Pues ahora ponle que tienes 3 opciones: La primera retirar cubierta existente, o sea, estar paleando graba por unas horas para luego arrancar la tela preexistente a golpe de pico, y de propina, llenarte de fibra de vidrio que pica que da gusto.
Opción dos, estar poniendo papel con asfalto a 220ºC que además del calorcito extra, de lo toxico de los humos y la fragancia que te llevas a casa, te puede salpicar y tatuarte de por vida con un recuerdo MADE IN CANADA (¡llevo uno ya en el brazo y otro en la pierna! Jjjj).
Opción tres, pasarte el día de rodillas y encorvado, dándole al soplete para poner las tiras de tela con acabado de arena. Un lujo que no solo te deja con la espalda tocada, las rodillas peladas (y si, uso rodilleras, pero no es suficiente), deshidratado del calor y medio mareado de los humos… ¡Encima te llevas, como regalo, una estupenda depilación que aleatoriamente se encarga de tus brazos, o tus pestañas! Jjjjj

02_ Estoy descubriendo un posible “peor trabajo”: ROOFER en invierno! Jjjj
Osease, que no se. Pero llegué el otro día a currar y aún con 4 capas de camisetas, jersey y cazadora, por debajo del mono de trabajo ¡seguía con frío!. La cubierta estaba helada, cosa que nos hacía caminar como pingüinos para evitar dar pasos en falso y caer como moscas… (yo por supuesto que no se patinar, asi que me llevé alguna ostia importante). Me ponen a cortar tela asfáltica… arrodillado sobre el propio suelo con escarcha, y oyendo como crujía el material que me tocaba manipular. Ni el sol, que tardó lo suyo en salir, pudo con el hielo de mi entorno, mientras los dedos de los pies empezaban a doler, y pasaba las manos por el soplete como calefacción improvisada… Total, que se lo comento a los “camaradas”, y se me ríen: “Hoy estamos a -5º y ni ha nevado… ¡Espérate cuando estemos trabajando a -40º! Jjjj”.

03_ Me pasé tres meses en terreno Yugoslavo, y no hubo tiros ni muertes.
Y es que manda huevos que mi primer grupo de trabajo tuviera: 2 Croatas, un Serbo-Croata y un Serbio! jjjj Yo os juro que había momentos en los que la tensión pesaba… y es que encima, ¡dos de ellos eran de ciencias políticas! ¡Ponte tu ha hablar de comunismo y Tito, cuando trabajamos con navajas y sopletes! jjjj En fin, buena gente que afortunadamente supo poner el pasado atrás y entender que aquí, todos somos iguales…

04_ Iguales, o sea, European TRASH!
Así nos denominaba nuestro malparido encargado Cam, (que por cierto, y aunque se considere canadiense, es de origen alemán). Una rara mezcla entre Redneck y Bully, que no vivía ni dejaba vivir. Uno de esos viejos carcas que a veces parecen pertenecer a otro tiempo (y otra galaxia). Grandes momentos como cuando nos decía que eramos una mierda de trabajadores comparados con los canadienses, mientras el único canadiense que teníamos en el grupo era un borracho que siempre llegaba tarde, pasaran a la historia. Como épico el día que con lluvia nos hizo seguir trabajando, dándonos un discurso de que “¡esto no es nada comparado con lo que tuvieron que sufrir en las trincheras de la PRIMERA GUERRA MUNDIAL!”. Incomparable su conocimiento cultural cuando insistió en “que sabíamos nosotros de la guerra”, ¡cuando todos menos yo habían padecido en sus carnes la guerra serbo-croata de los 90! Todo esto por supuesto viniendo de un hombre que no tenía huevos de echar a alguien de su equipo aunque le insultara y amenazara de muerte, o que no compartía la botella de agua porque era “germófobo”. En fin..

05_Continuará….

Anuncios
Esta entrada fue publicada en *pensamientos, Canada. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s